Mostrando entradas con la etiqueta Legumbres. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Legumbres. Mostrar todas las entradas

22 sept. 2013

CURRY ROJO DE ALBÓNDIGAS Y GARBANZOS

Últimamente en casa cada vez somos más amantes del picante, supongo que experiencias tan especiales como las que hemos vivido en DiverXO, Sudestada o Tandoori Station (restaurante Hindú del que ya os hablaremos), tienen mucho que ver con que estemos intentando hacer en casa platos con más sabor, más explosivos.

El otro día, dando una vuelta por el centro de Madrid, llegamos a la calle Leganitos (Madrid), una calle llena de establecimientos chinos y, entre ellos, un pequeño supermercado con productos asiáticos. Es un sitio muy auténtico, en el que encontrareis cualquier ingrediente para realizar platos asiáticos. Allí, entre otras cosas, compramos pasta de curry rojo y con ella hemos hecho la tapita de hoy.

CURRY ROJO DE ALBÓNDIGAS Y GARBANZOS SALTEADOS


Se llama curry a un plato elaborado con una mezcla de especias, puede ser o no picante, pero la pasta de curry rojo es bastante ardiente. :)

12 ago. 2013

HAMBURGUESAS DE GARBANZOS Y SALMÓN

Parece que normalmente asociamos las legumbres con platos contundentes y calentitos, muy ricos pero que poco apetecen con estos calores. Sin embargo las legumbres son un alimento muy nutritivo que deberíamos comer habitualmente, así que aquí va una idea diferente y algo más fresca para comer, en este caso, garbanzos. Además es muy sencilla y rica.

HAMBURGUESAS DE GARBANZOS Y SALMÓN


14 nov. 2012

JUDIAS CON MORRO Y OREJA

Ya va haciendo bastante "rasca" y para hacer frente a estos fríos nada mejor que un buen guiso de legumbres, pero consistente, con su buena carne y hecho a fuego lento. Eso sí, mejor después no tener que ir a trabajar y poder quedarte tirado en el sofá un rato para reposar bien la tripa.

Tenía desde hace tiempo unas judias de El Barco de Ávila que nos trajo un primo de mi novio, Tomás, y le hemos dado muy buen uso, un guiso de judias con morro y oreja de cerdo, eso sí, lo que hemos hecho ha sido cambiar la textura de las judias y emplatarlo en platitos pequeños, para mostraros como un rico guiso puede ser una gran tapa.

JUDÍAS BLANCAS CON MORRO Y OREJA


20 nov. 2011

PINCHO DE COCIDO MADRILEÑO


A finales del mes de septiembre vi en el blog de Astrid, Mi blog de Pintxos, que había preparado un concurso que me resultó muy interesante por varias cosas. Porque se trata de realizar un plato en miniatura, cosa que me encanta, además me gusta mucho este blog y lo sigo habitualmente, y por qué no decirlo, porque merece la pena intentar llevarse el premio!!!

El pincho lo tenía pensado desde hace tiempo, pero por unas cosas y por otras he tenido una temporada en la que no me he metido mucho a trastear en la cocina, pero ha llegado el momento! El otro día me decidí y me gustó mucho el resultado, asique allá va!

El enlace al concurso al que me presento con este pincho es este: 2º concurso Mi blog de Pintxos. Animaos a participar, todavía tenéis tiempo!

Los patrocinadores del concurso son los siguientes: (por orden alfabético)
Baixas
Boffard
Cookiteca
Euro Caviar
I Love Aceite (aceite de oliva virgen extra)
Gadgets Cuina
Revista Food Alimentación
Jamón Jamón
Llopart
Panes Creativos
Conservas Serrats
Tradissimo

El pincho con el que quiero participar es un homenaje al cocido madrileño, bueno, o al cocido que tomo yo en casa, que supongo que cada uno le pone su toquecillo.

He estado en restaurantes en los que el cocido es muy famoso, o en bares que lo incluyen en el menú del día, pero nunca me han servido una tapita de cocido madrileño. Asique eso he intentado hacer yo, realizar un pincho original desde un plato tan tradicional como es el cocido, y esto es lo que ha salido:

COCIDO COMO DESAYUNO (café con churros)



Ingredientes:

Para preparar este plato, primero hay que hacer un buen cocido, pondré sólo los ingredientes que harán falta para preparar cuatro pinchos.

125gr Garbanzos (en crudo)
1 patata
1 zanahoria
1 hueso de ternera
1 chorizo (de unos 70gr)
Un trozo de jamón de unos 75gr
Morcillo (usaremos unos 40gr)
Tocino (usaremos unos 25gr)
Un cuarto de pollo o gallina
Agua
Sal
1 Huevo
Pan rallado
250ml nata para cocinar
Sifón de ½l
1 carga de N20
Aceite de oliva

La noche anterior ponemos los garbanzos en un cacharro y cubrimos con agua, no se nos puede olvidar este paso o los garbanzos quedarán duros.

A la mañana siguiente, ponemos en una olla grande agua a cocer, cuando rompa a hervir añadimos toda la carne menos el chorizo. Dejamos dentro, y cuando vuelve a hervir quitamos la espuma que quede en la superficie y añadimos los garbanzos. Dejamos a fuego fuerte durante una hora y media. Durante este tiempo removemos de vez en cuando y desespumamos.

Cuando ha pasado este tiempo añadimos el chorizo, la patata y la zanahoria, ambas peladas. Tendrá que cocer durante unos 40 minutos más y lo tendremos listo. Antes de retirarlo probarlo de sal y añadir si fuese necesario.

Separamos la carne y los garbanzos del caldo.

Para realizar la espuma de jamón:

En un cazo calentamos la nata junto con 150ml del caldo del cocido colado y el jamón que hemos usado para hacer el cocido (lo cortamos en taquitos).

Dejamos infusionando durante unos 20 minutos a fuego no muy fuerte.

Una vez retirado del fuego, pasamos por la batidora, colamos bien y lo introducimos en un sifón. Lo cargamos y agitamos bien. Reservamos una hora.

Antes de emplatar el pincho calentamos el sifón al baño maría.

Para realizar los churros de garbanzos:

Machacamos con ayuda de un tenedor los garbanzos o los pasamos por un chino. Si lo hacemos con el tenedor quedarán algunos trocitos de garbanzo y notaremos su textura original.

Picamos en trocitos muy pequeños (a cuchillo o con picadora) morcillo, pollo, chorizo y tocino. Lo mezclamos con el puré de garbanzos y lo metemos en una manga pastelera. Con ayuda de esta hacemos unos churros alargamos.

Batimos un huevo y pasamos los churros por el huevo y pan rallado. Freímos en una sartén con un buen aceite de olvida bien caliente.

Emplatar:

Vertemos, en una taza de café caldo bien caliente, pero sin llenar del todo la taza. Agitamos bien boca abajo el sifón y terminamos de llenar la taza con la espuma de jamón.

Al lado de la taza servimos cuatro o cinco churros por persona.

Espero que os guste esté cocido! Una idea original para invitar a amigos o familiares a un rico pincho.